Tuesday, 15 May 2007

Terco(s)

Sigue la mata dando. En un comunicado el gobierno de Estados Unidos declara: "Hemos dejado claro que respaldamos a Paul Wolfowitz" ¿Qué conjunto de intereses lleva a tal terquedad? Quien sabe, lo que es muy claro es que la gente en el BM no quiere a Wolfwitz como jefe y quién mejor para decidir si quien dirige al BM no es la persona apropiada que la propia gente que trabaja en el BM. En el blog de Dani Rodrik aparece un comentario sobre el tema y menciona la opinión de Devesh Kapur sobre este tema, quien hace una pregunta interesante ¿Por qué los países en desarrollo y en particular Brasil, Rusia, China e India no han emitido algún comentario o juicio al respecto? Tal vez la respuesta es que para este conjunto de países no vale la pena asumir el costo de emitir una opinión al respecto dado que el beneficio esperado de hacerlo ya no es relevante. Esto puede ser una señal de la pérdida de relevancia que han sufrido las instituciones internacionales como el propio BM, el FMI y las Naciones Unidas.

Según un articulo del WSJ cuya traducción(R$) apareció en EL Reforma "Mientras que las inversiones anuales del Banco Mundial se han mantenido estables durante años en US$22,000 millones, el flujo de capital privado hacia los países en desarrollo se ha disparado, alcanzando casi US$500,000 millones en 2005, frente a US$85,000 millones en 1990, según cifras del Banco Mundial"

Ante alternativas de financiamiento más accesibles y menos requisitosas, mejor no molestarse en dar el besamanos para recibir recursos. Definitivamente se tienen que fortalecer económica y moralmente estas instituciones para que vuelvan a jugar el rol tan importante que supuestamente hoy por hoy deberían estar jugando.

1 comment:

Prof...5 said...

Es verdad, el flujo de inversión del BM se ha mantenido constante. Según una ex-empleada del BM, lo que ha ocurrido es que ha habido una reasignación de recursos, de América Latina y Asia hacia África.
Apunte: De acuerdo a la "economía política de la ayuda internacional", los países que reciben ayuda internacional no son los más pobres, sino aquéllos "relativamente pobres" con capacidad de cabildeo. Pareciera que ya no ocurre tal cosa para el caso del BM.
Saludos.